Historias motivadoras: el amor de un padre por su hijo

Esta es la historia de Dick y Rick Hoyt, un padre y un hijo, una historia de amor y superación, una historia de esfuerzo, una historia que hará que nuestros corazones se enternezcan tan sólo con ver unas imágenes de sus hazañas. El “equipo Hoyt” ha participado en múltipes competiciones deportivas, incluyendo maratones y triatlones. Cuando decimos múltiples, hablamos de más de 260 triatlones y varios Ironman.

Recordemos que el triatlón tiene tres pruebas, una de  natación, una de bicicleta y una de carrera. Los participantes de Ironman nadan 3.9 km, hacen 180 km de bicicleta y corren 42.2 km. Os preguntaréis, ¿y qué tiene eso de especial? Ya sería especial que un padre y un hijo compartieran una aficion como esta durante tanto tiempo, pero es que el hijo, Rick, fue diagnosticado de parálisis cerebral durante el nacimiento, y está confinado a una silla de ruedas. Su padre nada por él, pedalea por él y corre por él. Su hijo le dijo que le gustaría compartir eso con él, y tan sólo dijo “sí”.

El resto de las cosas se dicen con imágenes en el vídeo. Tómate cuatro minutos para ver este vídeo que está acompañado de una música maravillosa, y disfruta de una de las historias de amormás grandes  jamás contadas.

(Visited 600 times, 3 visits today)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*